12
Thu, Dec

“¿Qué nos pasa como pueblo, que no reaccionamos?”

Carta de lectores
Tipografía

La vecina Victoria Szeweczuk cuestiona "los actuales concejales privilegiaron por ordenanza al Colegio de Abogados, y les importó un bledo el pedido con más de mil firmas solicitando que ese espacio se empleara para la Comisaría de la Mujer? ". 

 

Sr. Director:

Me preocupa sobremanera la actitud de inercia, de pasividad de nuestro pueblo, conducta nada saludable a pesar de existir suficientes motivos y evidencias de que poco le importamos a nuestras clases dirigentes.

Nos quejamos porque seguimos pisando líquidos cloacales en muchas veredas, porque las promesas de asfalto quedaron en tan sólo eso, meras promesas. Esperamos el soterramiento del cableado, mientras vemos que se otorgan exenciones, o se privilegia a grupos económicos,  respondiendo  a oscuros intereses que se maquinan en las altas esferas político económicas de la capital provincial.

Mutis, mirar para otro lado, salir en los medios prometiendo “amplio diálogo” en la tarea legislativa futura, generando absurdo suspenso en la espera que se abra una cajita de Pandora y salten de ella los nuevos secretarios municipales. Estamos llenando espacios de comunicación  con algunos temas que lamentablemente no van a cambiar el rumbo de lo que ya sufrió Villa la Angostura en estos últimos 8 años.  Muchos dirán: más de lo mismo, o “si son lo mismo”. Y si son más de lo mismo, ¿por qué entonces seguimos aguantando la falta de cloacas en el Mallín, la falta de viviendas, el soterramiento del cableado, los canjes de tierra provechosos para “algunos”, exenciones para “algunos otros”?

¿Acaso no se enteraron nuestras activistas locales que marchan con la consigna de “Ni una Menos”, que los actuales concejales privilegiaron por ordenanza al Colegio de Abogados, y les importó un bledo el pedido con más de mil firmas solicitando que ese espacio se empleara para la Comisaría de la Mujer?  Mujeres, les vamos a pagar con nuestros impuestos el Colegio de Abogados. ¿Qué nos pasa que no reaccionamos? ¿No nos damos cuenta que no les importamos, que “otros” son SUS intereses? Nadie, salvo excepciones salieron a protestar, pero y ¿nosotras cuándo lo haremos?

Hoy nuevamente y a nivel provincial, en el tapete La Ley de Bosques y el gobierno provincial apurando modificarla. Seguramente ya los negocios inmobiliarios tienen nombre y apellido. No seamos ilusos. Por más que se trate en la Legislatura, sabemos el resultado. La codicia, la mezquindad le gana al principio de progresividad y no regresividad que debe primar en cada nueva norma legal. Pero veamos nuestra actitud como pueblo, ¿estamos cansados, estamos hastiados, nos dá lo mismo? Villa la Angostura históricamente fue (y sigue siendo) un pueblo de pocos ricos y mucha gente humilde que cubría puestos en el servicio doméstico y en tareas de mantenimiento de los lujosos chalets. Hoy no tenemos industrias, salvo la del turismo, y el trabajo gira en torno al mismo (hotelería, gastronomía, guías de pesca y otros). La gente joven emigra para estudiar o trabajar,  si puede. El resto, se acomoda a las pocas ofertas educativas y/o laborales, mal pagas estas y muchas veces no registradas (en negro).

Hoy vemos cómo nos roban bosques, que avanzan con negociados inmobiliarios, que poco les importa el cuidado del medio ambiente, total cuando el viento que hace 20 años no se sentía en este pueblo y gracias a la tala y desmonte sople con mayor fuerza que hoy, y arranque los pocos árboles de cuajo le echarán la culpa al famoso “cambio climático”. Ese cambio lo provoca el hombre, su desidia, su falta de respeto por el espacio en el que vive.

¿Qué esperamos como sociedad en la Villa? ¿Seguir siendo uno más en la cadena de serviles trabajadores de esos pocos empresarios que vendrán a plantar su cartel de “propiedad privada” sobre nuestros bosques? Y hago aquí un llamado de atención incluyendo a  los jóvenes, porque ellos serán quienes más sufrirán las consecuencias en el futuro. Porque eso que hoy es bosque, que HOY disfrutamos todos, mañana no lo será.

Querido pueblo de Villa la Angostura ¿qué nos pasa que no reaccionamos ante tanto abuso? “El que calla, otorga”

Atte

Victoria Szeweczuk

DNI 10.278.103

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.