18
Fri, Sep

Fabio Stefani: "La apertura de Villa la Angostura depende de Bariloche"

Economía
Tipografía

El Intendente dijo que en la localidad están con los ojos puestos en lo que sucede en la otra orilla del Nahuel Huapi.

 

A partir de la aceleración de contagios de COVID-19 en Bariloche, el intendente de Villa La Angostura, Fabio Stefani, profundizó las restricciones en los ingresos a la localidad. Desde el martes, los autos entran según el número de patente y hay un horario más acotado, con mayores controles, para el transporte de cargas.

Stefani aseguró que debieron recurrir al cierre parcial de los accesos para seguir libres de casos como hasta ahora. La medida se mantendrá hasta el 16, pero podrían extenderla. “Dependemos mucho de cómo esté Bariloche”, subrayó.

—¿Qué cambió con el nuevo decreto que restringe los accesos?

Lo que hicimos es recordar un poco el decreto anterior y después decir que los proveedores pueden entrar de 7 a 10 de la mañana, sin que sea necesario trasvasar la carga. Pero, si lo hacen entre las 10 y las 14, tienen que hacer el traspaso en Muelle de Piedra, que es nuestro retén desde el lado de Bariloche. Están exceptuados los que tienen cadena de frío, a los que la oficina de Tránsito se encarga de acompañar y hacerles el seguimiento al lugar hacia donde van. También los correos.

—En el caso de los autos, ¿quiénes pueden entrar a la villa?

En eso nos pusimos más firmes con los permisos. Para ingresar a Villa La Angostura hoy, tenés que tener el certificado de esencial, el resto se rebota. Otra restricción del decreto que no teníamos antes es el ingreso por el número de patente: si es par, los lunes, miércoles y viernes; si es impar, los martes, jueves y sábados. El domingo no se puede.

—¿Es para todos los accesos o solo Bariloche?

En principio aclaro que, para ingresar, hay que tener domicilio en La Angostura, salvo que vengas con un permiso esencial para una tarea específica o por una consulta médica de urgencia. Y apuntamos a las ciudades que tienen circulación por conglomerado. Después, como excepción, por ejemplo, hay residentes de Traful que realizan trámites bancarios y compras en La Angostura y se les permite ingresar.

—¿Cómo era antes para los vehículos particulares?

Si eran esenciales, todos podían ingresar. Y hubo algún tipo de situación porque la Policía es muy estricta y salimos en alguna tapa por alguno que quería ingresar y no tenía el permiso en condiciones. El tema es que la gente se concientice de que no es venir por venir. Nosotros estamos totalmente libres de casos hoy y esperamos seguir así por mucho tiempo. Adentro, en el pueblo, podemos disfrutar de cosas que en otros lados no se puede.

—¿Controlan que quienes ingresan tengan un test negativo de COVID-19?

Hasta ahora, no implementamos lo del test. Al ser una localidad pequeña, sabemos cuáles son los proveedores que entran. Después, seguimos con la desinfección de mercaderías y demás protocolos. Tratamos de tener un mayor control, viendo lo que está pasando en Bariloche en estos momentos.

—¿Después del 16, van a abrir más los accesos o sigue la restricción?

Para eso dependemos mucho de cómo esté Bariloche, que esperamos que se empiece a recuperar y todo vaya pasando de a poquito. Y si es necesario extender el decreto más allá del 16 por una cuestión de salubridad, lo vamos a hacer. Lo voy a hablar antes con la ministra de Salud, (Andrea) Peve, y el jefe de Gabinete, Sebastián González. Uno quisiera volver rápidamente a la normalidad y poder viajar a Neuquén o Bariloche, pero nos tenemos que acostumbrar a que no se puede.

—En este contexto, ¿cómo está la reapertura del cerro Bayo?

El cerro abrió sus puertas el fin de semana solo con residentes, con un buen caudal de esquiadores. Policía realizó un operativo al ingreso del camino, cuando doblás en la ruta, y ahí pedían la documentación para certificar la residencia y también del vehículo. Por ahora, está funcionando sin problemas. —¿Sigue en pie el plan de apertura turística con estos brotes en zonas cercanas?

Mientras no tengamos contagios en la localidad, vamos a seguir de la misma manera. Acá lo importante es tener un buen control en los accesos para saber quién ingresa, quién egresa y cuáles son sus contactos. Eso nos va a permitir aislar si llegamos a tener un caso. Y también apostamos a que, cuando el gobernador (Omar Gutiérrez) y la ministra de Turismo (Marisa Focarazzo) lo decidan, se abra esta famosa microrregión, con las directivas que ellos establezcan.

Se triplicaron los pacientes activos

En la última semana, San Carlos de Bariloche triplicó el número de pacientes activos de COVID-19. Pasó de cerca de 150 a 456 personas que transitan la enfermedad. Entre el lunes y el martes, se confirmaron 126 contagios, y entre el miércoles y ayer, fueron 110 más.

La curva de trasmisión del virus se aceleró desde fines del mes pasado y tuvo su brote más fuerte esta semana.

Ayer, en la ciudad cordillerana había más de mil vecinos aislados por haber tenido contacto estrecho con algún paciente positivo. Además, otras siete personas estaban internadas en terapia intensiva.

El 23 de julio, el cerro Catedral de Bariloche reabrió sus pistas de esquí para residentes. Sin embargo, por el fuerte incremento en los contagios, cerraron de manera preventiva el domingo pasado, el día de mayor demanda, y reanudaron las actividades este martes.(LM Neuquén)

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.