Personal del hospital solo atiende urgencias y la atención por covid-19

Economía
Tipografía

Así lo informaron desde el centro hospitalario. Las medidas de fuerza empezaron ayer en repudio al aumento del 12 % que dispuso el gobierno provincial, con aval de ATE y de UPCN. Por eso, se movilizarán esta mañana hasta la sede de ATE para expresar su rechazo al acuerdo que firmaron.

 

El personal del hospital de Villa La Angostura resolvió garantizar solo la atención de urgencias y de todo lo relacionado con la covid-19 como forma de protesta en repudio a la oferta salarial del 12 por ciento de aumento que dispuso el gobierno provincial, con el aval de los gremios ATE y UPCN.

Así lo informaron a LA ANGOSTURA DIGITAL esta mañana desde el hospital local. Las medidas de fuerza se implementaron a partir de este jueves. Explicaron que las medidas se resuelven “día a día” en asamblea.

Informaron que la atención en los centros de salud está suspendida. Y no se están otorgando turnos.

“Desde el miércoles hay asamblea cada día. Ayer jueves se decidió “quite de colaboración” en todo lo que no es urgencias o atención covid”, comunicaron desde el hospital Oscar Arráiz.

Explicaron que el “quite de colaboración” básicamente implica “la no atención, o no realización de la tarea habitual según cada sector, estando el personal en su lugar de trabajo”.

De todos modos, informaron que enfermería garantiza la entrega de anticonceptivos y la vacunación de bebés hasta 6 meses. Odontología atiende solo urgencias.

Comunicaron además que esta mañana se movilizarán hasta la sede de ATE para expresar su repudio al 12 por ciento de aumento que el gremio aceptó, junto con UPCN.

“Exigimos al gobierno que una mesa salarial exclusiva para nuestro sector y una oferta que equipare la realidad económica”, planteó el personal de salud del hospital en una carta que envió este jueves a los medios.

El personal lamentó que en la provincia de Neuquén, “una de las más ricas del país, el personal de salud no recibió ninguna mejora salarial en todo el año 2020, con una inflación promedio de 36% y una proyección para el 2021 de seguir en aumento”.

Recordaron que en un año de pandemia, el sector de la Salud pública “debió adaptarse a más exigencias, más exposición y más normativas”. Por eso, fue declarado “esencial”. Así lo entendimos y todo nuestro esfuerzo fue puesto al máximo”.

“En estos días, en los que venimos luchando por la escasez de insumos de todo tipo (medicamentos, reactivos de laboratorio, elementos de protección personal y seguridad, repuestos para el equipamiento, etc.) en una demorada mesa salarial por más de un año, se nos ofrece un magro 12% más sumas no remunerativas ni bonificables, lo que se traduce en dinero en negro”, denunciaron en la carta pública.