28
Wed, Jun

Notas destacadas

Fue sobre fines de 1921 cuando la historia fantástica que comenzó a circular entre los lugareños corrió como reguero de pólvora y rápidamente ocupó la portada de los principales medios de Buenos Aires, había “una fiera de dimensión descomunal”.

Bailey Willis junto a parte de su equipo técnico que planificó una nueva provincia, que incluía a Villa la Angostura.
Historia

Se trató de un ambicioso proyecto que pretendía ser una provincia independiente, con una ciudad como capital construida a orillas del Limay. Se hicieron muchos estudios y tenía el respaldo del Ministro Ramos Mejía.

Con la llegada de la nieve Villa la Angostura vuelve a ser el centro de atracción para miles de visitantes, pero pocos conocer algunas historias particulares de esta "Aldea de Montaña" que vivió un largo conflicto que determinó la intervención del Presidente de la Nación.

Aaron de Anchorena paseando junto a su esposa en la su estancia de la Isla Victoria. (1904)
Historia

El millonario Aaron Anchorena junto a Esteban Lavallol y Carlos Lamarca llegaron de "expedición" en 1902 para conocer las maravillas de la región, pero Anchorena quedó fascinado y decidió construir la primera estancia en plena Isla Victoria. Fue quien tentó a las familias más aristocráticas como los Basualdo o los Bustillo, a venir a conocer e invertir esta región  habitada en su mayoría por chilenos.

Sundance Kid (primero izquierda) y Butch Cassidy (primero derecha) fotografiados en 1900.
Historia

Sobre fines del siglo XIX no era nada sencilla la vida a orillas del Nahuel Huapi que recibía tanto a pioneros que buscaban la tierra soñada, como a bandoleros norteamericanos. Jarred Jones, Enrique Neil y Butch Cassidy son algunos de estos curiosos personajes

Los primeros policías no solo debían afrontar a los pobladores armados, sino también los ataques de los bandoleros chilenos que cruzaban seguido la cordillera.
Historia

Los primeros años del Paraje Correntoso, hoy más conocido como Villa la Angostura, no resultaron nada fáciles para los pioneros que, a falta de abogados y Juzgados, resolvían sus diferencias de manera mucho más expeditiva. Algunos añoran aquellos tiempos...

Hostería de Lago Espejo de la familia Meier.
Historia

El conocido vecino pertenece a una de las familias pioneras, que trabajó en el aserradero de Primo Capraro y luego tuvo la primera hostería en Lago Espejo.

José Diem y su lancha Argo. Lo llamaban “el navegante solitario del lago Nahuel Huapi” por el permanente derrotero.
Historia

El marzo de 1928 José Diem cruzó a caballo la cordillera desde Chile y compró los lotes pastoriles n° 5 y 6. Coleccionó y estudió durante décadas los helechos, y todas las especies autóctonas de nuestra región. Existen hoy en día 15 plantas que llevan su nombre por haber sido su descubridor.

Un 25 de Mayo de 1934 se inauguraba el Refugio del Cerro Dormilón, diseñado y construido por pioneros de Villa la Angostura cuando la localidad tenía sólo 2 años de vida. El sueño del centro de esquí internacional.

Estanzuela La Bellunesse, un próspero establecimiento que fue fundado por Primo Capraro y administrada por los hermanos Colletti.
Historia

Fue un 22 de mayo de 1910 cuando las muestras de trigo de la estanzuela "La Bellunese", de Primo Capraro, lograba un premio nacional en la Exposición Rural del Centenario que se realizaba en Buenos Aires.

Primo Capraro- al medio- en el almuerzo tras haber inaugurado las flamantes instalaciones.
Historia

Un 15 de mayo de 1932 un grupo de pobladores se reunían para inaugurar la Oficina Radiotelegráfica del paraje "Correntoso", luego el festejo terminaría con un asado popular. Exequiel Bustillo fue el gestor de esta obra, Primo Capraro quien la construyó, mientras que Emilio Frey tuvo a su cargo las palabras alusivas. 

Fue en mayo de 1934 cuando llegaba el primer tren a la región y convulsionaba  a los pobladores de Villa la Angostura y Bariloche. Las calles quedaron desiertas y todos se congregaron en la estación engalanada con banderas, para recibir a la locomotora n° 4.199. Una obra que se demoró 28 años para ser una realidad.