23
Sat, Feb

Expertos de la región elaboraron una cerveza solo con ingredientes patagónicos

Sociales
Tipografía

Ya se contaba con buena calidad de agua, lúpulo y la levadura salvaje. El INTA desarrolló la cebada malteada y así, especialistas de Bariloche y El Bolsón, crearon la primera cerveza elaborada totalmente con insumos de esta región.

 

Bariloche y alrededores ha sido cuna de importantes acontecimientos cerveceros en el último tiempo, entre ellos el desarrollo y comercialización de las primeras cervezas 100% argentinas por la implementación de la levadura descubierta y transferida a productores locales por parte del Instituto Andino Patagónico de Tecnologías Biológicas y Geoambientales (IPATEC) del CONICET y la Universidad Nacional del Comahue.

En esta oportunidad, con la incorporación del INTA a esta ejemplar sinergia pública-privada, se da un paso fundamental hacia la mejora de oportunidades de diferenciación productiva y agregado de valor para el desarrollo económico y productivo de la región.

De los cuatro ingredientes necesarios para elaborar la cerveza, los productores patagónicos cuentan con un agua excepcional, el lúpulo producido en El Bolsón (principal punto de producción de Sudamérica) y recientemente con la levadura EUBY (S. eubayanus).

EL INTA Bariloche se propuso avanzar hacia el desarrollo del cuarto ingrediente (la cebada malteada) por lo que, junto a productores del establecimiento “La Promesa” (Mallín Ahogado), obtuvo cebada cervecera de la variedad Scarlett que fue luego malteada en la fábrica de Whisky “La Alazana”.

Expertos de la región elaboraron una cerveza solo con ingredientes patagónicos

Así los cuatro ingredientes de origen local se pusieron a disposición de la Asociación de Cervecerías Artesanales de Bariloche y Zona Andina (ACAB), para la elaboración de la primera cerveza con materia prima patagónica.

La cerveza fue elaborada colaborativamente en la fábrica artesanal AWKA de El Bolsón por el cervecero Pablo Ciari y su equipo, contando también con la participación y apoyo técnico de Diego Libkind (IPATEC), con el acompañamiento de Leonardo Claps (INTA) y Joaquín Rodríguez Bonnet (Lúpulo de la Patagonia).

Se diseñó conjuntamente una receta que permita darle protagonismo a la malta local, por lo que no se agregaron maltas especiales, se usaron bajas cantidades de lúpulo y el manejo de la levadura EUBY se realizó de forma de atenuar lo más posible su carácter salvaje.

Como resultado se obtuvo una cerveza rubia, ligera y cristalina donde se aprecia de forma balanceada lo dulce de la malta y el amargo del lúpulo, con notas especiadas aportadas por la levadura.

La cerveza se degustó en la exposición rural, continuará su degustación en el Festival Pinta Bariloche en el stand del IPATEC el próximo fin de semana y en el Congreso de Lúpulo que se realizará en Lago Escondido.(El Cordillerano)

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.