15
Sat, Dec

Sosa: “El municipio está a la deriva y a Caruso lo han abandonado”

Sociales
Tipografía

Así lo afirmó el precandidato a intendente por la Lista Violeta del MPN que compite con el oficialismo. Dijo que aceptó el desafío porque lo convenció la visión de provincia del vicegobernador Rolando Figueroa.

 

Daniel Sosa comentó que desde hace tiempo le venían ofreciendo la posibilidad de ser precandidato, pero explicó que “era reacio a meterme en política”.

Sin embargo, el vicegobernador y líder de la Lista Violeta Rolando Figueroa lo convenció de asumir ese desafío. “Me entusiasmé después de varias reuniones”, sostuvo Sosa.

“Encontré en Rolo Figueroa una persona que es apasionadamente neuquina, un político que tiene un concepto de provincia diferente, con un pensamiento muy federal”, destacó en declaraciones a LA ANGOSTURA DIGITAL.

“Me terminó de convencer su forma, la convicción que tiene y su honestidad”, aseguró Sosa, que es el presidente del Grupo Búsqueda y Rescate de Villa La Angostura y nunca ocupó un cargo electivo.

Por eso, aceptó ser precandidato a intendente por ese sector y acompañar a Figueroa, que va como precandidato a gobernador en la interna del MPN convocada para el 25 de noviembre.

Enfrentarán a la Lista Azul que encabeza el gobernador Omar Gutiérrez, que va por la reelección, pero primero debe superar a Figueroa en la interna.

Sosa a nivel local disputará la candidatura a intendente con el precandidato azul, el director del hospital Fabio Stefani.

“Figueroa tiene un perfil distinto a los del sector opuesto donde se dictaminó quiénes van a ser los precandidatos”, señaló Sosa.

“Los precandidatos de la Lista Violeta surgieron de un proceso honesto, democrático y a mano levantada”, destacó.

Dijo que el grupo de trabajo violeta lleva adelante “una patriada, donde todo lo hacemos a pulmón”. Y advirtió que pelean contra todo el aparato que tiene la Lista Azul.

Sosa sostuvo que comparte por completo la idea de Figueroa que quiere un cambio en la provincia “para que no dilapiden el erario provincial”.

Admitió que no es fácil, porque “creo que hay que cambiar el sistema de pensamiento, cambiar las mentalidades”.

Situación del empleado municipal

Sosa opinó que hoy “el empleado municipal está muy mal visto, pero la culpa no es de los empleados, sino de los que tienen que dirigir”.

“Nuestro objetivo es reivindicar al empleado municipal, que sienta que es un honor estar trabajando en la municipalidad”, explicó.

“Hoy, el pueblo no está contento con lo que pasa en el municipio, pero la culpa la tienen las cabezas”, añadió Sosa. “Porque hay mucha gente trabajando bien y que quiere hacer las cosas bien en el municipio”, aclaró.

Valoró la experiencia de su compañero de fórmula Javier Murer en los asuntos municipales. “Javier tiene absoluta certeza de qué es lo que hay que hacer”, sostuvo Sosa.

Murer fue funcionario en la gestión del exintendente Roberto Cacault.

“Acá no hay que ser un genio, un superdotado para que las cosas funcionen, que se trabaje de manera eficiente. Lo que ocurre acá es que no hay nada programado. El municipio está a la deriva”, aseguró Sosa.

Por eso, dijo que la prioridad en el caso de que ganen la interna y sea el candidato del MPN para la elección general que será el año próximo será proponer una profunda programación y organización del municipio.

Cuando se le pidió que explicara por qué considera que el municipio está a la deriva, Sosa respondió: “No hace falta una visión muy amplia para darse cuenta que el barco está a la deriva”.

“A Willy (por el intendente Guillermo Caruso) lo aprecio y no quisiera estar en el lugar que él se encuentra, porque lo han abandonado. Todo el mundo le echa la culpa a él”, lamentó el precandidato a intendente. “Pero si a Willy le va mal, nos va mal a todos”, recordó.

Sosa planteó que es el momento de promover la unión, “que todos tiremos para el mismo lado”.

Muchas necesidades

Advirtió que “no hay contención, falta más deportes, más cultura, más oficios para los jóvenes, necesitamos, por ejemplo, una escuela técnica”.

Dijo que tienen el apoyo total de Figueroa. “No soy de hablar, soy de hacer. Y estoy viendo las necesidades de cada barrio”, afirmó.

Advirtió que la provincia “nos está pagando una coparticipación por cuatro mil habitantes, ¿cómo quieren que asfalten?, ¿con magia? No podemos”.

Por eso, insistió con la idea de organizar primero el municipio, para saber dónde estamos parados. “Y lo fundamental y la prioridad es no mentir”, enfatizó Sosa.

Sobre las diferencias con la lista Azul, Sosa explicó: “Tenemos una visión distinta de lo que es gobernar. Nosotros lo entendemos de abajo hacia arriba y de arriba hacia abajo. No fuimos elegidos a dedo”.

Dijo que a diferencia de los azules, tienen una visión amplia de las necesidades de la gente y una de las prioridades que postula Figueroa es una mejor distribución de los recursos.

Cuestionó a los precandidatos de la Lista Azul que ahora aseguran que harán un montón de cosas, “¿por qué no lo hiciste antes?”, planteó Sosa.

Aseguró que a “Rolo Figueroa lo estuvieron apretando, no lo dejaron hacer lo que quería y que era mejorar la distribución de las riquezas de la provincia como corresponde, pensando primero en Neuquén”.

“El 80 por ciento de los recursos que salen de Vaca Muerta se los llevan a Buenos Aires. Esa es nuestra lucha. Es contra grandes intereses que manejan cuatro o cinco apellidos”, aseguró Sosa.

Agradeció al grupo de hombres y mujeres que están trabajando con la Lista Violeta “y para mí es un honor trabajar con ellos”.

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.