28
Sun, Nov

Millonaria inversión para modernizar el aeropuerto de San Martín de los Andes

Regionales
Tipografía

Serán obras por 1.250 millones que financiará Nación en los próximos dos años. Se habilitarán dos nuevos espacios en la plataforma y en una segunda etapa casi se duplicará la superficie actual al llevarla de 1.860 metros a un total de 3.400 metros cuadrados.

 

Un vasto plan de ampliación y modernización del aeropuerto Carlos Campos Chapelco será ejecutado por el gobierno nacional en los próximos dos años, según el compromiso asumido por el Organismo Regulador del Sistema Nacional de Aeropuertos (Orsna), que tiene previsto invertir 1.250 millones de pesos en la terminal neuquina.

Una delegación empresaria de San Martín y de Junín de los Andes se reunió la semana pasada en Buenos Aires con el vicepresidente de Orsna, José Muriel, y varios de sus colaboradores, quienes confirmaron la voluntad de iniciar en el primer semestre del año próximo las obras de “readecuación de la plataforma” en el aeropuerto, por 120 millones.

Los trabajos permitirían rehabilitar las “posiciones” 1 y 3 para estacionamiento de aviones de línea (que hoy están fuera de uso) y disponer cuatro nuevas para aviones “de pequeño porte”.

La inversión mayor quedaría para una segunda etapa, cuando el gobierno nacional pretende ampliar la “terminal de pasajeros” por un monto de 1.035 millones de pesos. Son trabajos que permitirían casi duplicar la superficie actual disponible, al llevarla de 1.860 metros a un total de 3.400 metros cuadrados.

La ampliación permitiría operar aeropuerto con vuelos internacionales.

Según explicaron desde el Orsna, se va a jerarquizar el espacio previsto para Migraciones y la obra apunta también a “elevar el nivel del aeropuerto y mejorar las barreras arquitectónicas, generando una gran sala de embarque y una ampliación importante en el hall de arribos”.

Para optimizar el uso, la idea es que los pasajeros no esperen por su vuelo en el hall ni en la confitería, sino en un área de preembarque. El proyecto también incluye la colocación de una manga.

La tercera obra planificada es la instalación del sistema de luces de aproximación en las cabeceras de pista 24 y 26, con el propósito de garantizar la operatividad de los aviones en condiciones climáticas adversas. El monto estimado que demandaría es de 95 millones de pesos, pero en este proyecto no se podrá avanzar sin participación provincial, porque demandará la incorporación de tierras por medio de expropiación o acuerdo con privados.

El presidente de la Cámara de Comercio y Turismo de San Martín de los Andes, Lucas Mántaras, dijo que son obras “importantísimas” para la localidad, y que se retiraron de la reunión con razones para ser “optimistas”. Recordó que el aeropuerto que comparten San Martín y Junín necesita mejoras urgentes (las cámaras empresarias denunciaron hace pocos días las falencias del complejo), ya que la ciudad recostada sobre el lago Lácar “creció un 150% en población durante los últimos 20 años, y en camas turísticas creció más del 300%”.

Entendió que el gobierno nacional tiene que trabajar ahora para que los proyectos señalados “queden en el presupuesto 2022” que debe aprobar el Congreso, pero los funcionarios del Orsna les transmitieron que “la decisión política ya está tomada”.

El interés por modernizar el aeropuerto tiene directa relación con el desarrollo del turismo, como subrayaron los empresarios. En ese sentido recordaron que la modernización del sistema lumínico para aproximación de vuelos permitiría ampliar los servicios e incorporar nuevas compañías, ya que hoy el aeropuerto sólo recibe vuelos de Aerolíneas Argentinas.

Buenas sensaciones

Mántaras dijo que su “apreciación personal” es que las obras se van a ejecutar, aunque los plazos no se ajusten del todo a lo prometido. Consideró que para tener lista la ampliación de plataforma antes de la próxima temporada invernal sólo se llegaría si la provincia adelanta el dinero y hace una contratación directa (como ya ocurrió con la Plataforma 2), porque un llamado a licitación estiraría los tiempos.

“Somos conscientes de que en un momento como el actual las promesas electorales pueden jugar una mala pasada. Ojalá que no sea así, porque la necesidad está y todos la reconocieron”, dijo Mántaras.

Además de los empresarios y los funcionarios del Orsna, participó de la reunión por el diputado del Frente de Todos Guillermo Carnaghi. Desde el organismo nacional les transmitieron que la inversión en aeropuertos se sostiene con la tasa de embarque que pagan los pasajeros (el volumen más importante proviene de los vuelos internacionales) y se destina en forma indistinta a terminales pertenecientes a Nación, provincia o municipios.

El aeropuerto Campos, que fue construido en 1981, es de propiedad provincial y el gobierno de Mauricio Macri llegó a firmar un acuerdo para tomarlo a su cargo e incorporarlo a la red nacional de estaciones aéreas. Pero las autoridades actuales del Orsna dijeron que ese proyecto quedó congelado y que no lo comparten.

No descartaron, sin embargo, que el aeropuerto, que sirve a toda la región andina de Neuquén, termine en una concesión privada. Pero en cualquier caso será decisión de la provincia que administra la aeroestación.

Fuente: Rìo Negro