16
Sun, May

“Un ambiente enrarecido en el país también llega a Neuquén”

Carta de lectores
Tipografía

Juan Aubert asegura que "las acciones de los gobiernos durante este año fueron acrecentando la indignación ciudadana en general hasta llegar a este ambiente enrarecido, dónde todo vale, menos el respeto por el otro y la constitución nacional, claro este gobierno no es Republicano".

 

Sr. Director:

Desde marzo del año pasado, la Argentina comenzó a sufrir una crisis inesperada – en ese momento para el gobierno – pero que ya era aguda a nivel mundial. No debo enumerar cada una de las situaciones vividas como consecuencia de las medidas que fueron tomando los gobiernos, nuestros lectores saben muy bien a lo que me refiero porque vivieron y padecieron una a una, incluso muchos también sufrieron alguna pérdida en cada entorno.

Tuvimos una temporada extraordinaria en la Patagonia, especialmente en Neuquén y eso nos oxigenó y nos dio algo de fuerza para recuperarnos, pese a saber cuál era el pronóstico para estos meses. Las acciones de los gobiernos durante este año fueron acrecentando la indignación ciudadana en general hasta llegar a este ambiente enrarecido, dónde todo vale, menos el respeto por el otro y la constitución nacional, claro este gobierno no es Republicano.

Me pregunto si el pueblo argentino en su conjunto quiere esto y si aún no se ha dado cuenta a lo que vamos. Hasta cuándo y cuánto está dispuesto a soportar la fantasía ilusionista de los gobiernos.

Hay que celebrar para aquellos que creemos en las instituciones de la república, la incipiente tendencia de protesta espontánea, digo incipiente porque se quiebra fácilmente, al protestar con mayor frecuencia. Algo que licua todo es la inconstancia, la inconsistencia, elementos esenciales para toda trasformación.

La falta de dialogo y desconocimiento a las problemáticas de la sociedad, los van aislando y surgen los problemas por doquier de aquellos sectores de la sociedad que ya no pueden soportar la desidia y la incoherencia en las gestiones públicas. Un ambiente enrarecido… y lo que faltaba: hacer uso de nuestras fuerzas armadas para monitorear a una población tranquila y trabajadora, no a los delincuentes que azotan cada día infinidad de distritos, no la los narcos, no a las mafias enquistadas en sus propios gobiernos, si a los ciudadanos trabajadores. SE DAN CUENTA DE LO QUE ELLO ESTA PREDECIENDO en nuestros cimientos republicanos. Si bien este ensayo no es para todo el país, es una prueba para ir deteriorando las instituciones republicanas, como si pergeñara tomarlas por asalto.

Y así va bajando este tufillo y enrarece también nuestra querida provincia, hoy literalmente tomada por unos pocos, que tienen los más justos reclamos y me solidarizo pero que para llegar a ser escuchados deben tomar estas medidas – que nos afectan a todos – y pasamos a ser el jamón del sándwich, por más justo de los reclamos, debo decir que no se respeta al otro y mucho menos nuestros derechos y obligaciones constitucionales y el gobierno provincial para no deteriorar los costos políticos deja que en poco tiempo -de seguir así- comencemos a sufrir desabastecimiento en toda la población.

Se corrió el velo, comienzan a notarse las ausencia de políticas públicas en todos los niveles y las inequidades en los ingresos de los trabajadores de la Administración pública y la privada y, dentro de la administración pública las inequidades de clase. Cómo puede ser que un trabajador de la salud en todos los niveles, gane tan poco ofreciendo tanto, frente a un cargo político por ejemplo. En la actividad privada los sueldos salen del trabajo y creatividad de los empresarios que ponen en riesgo su capital de giro por esos hacen malabares para administrarlo, en la administración pública el dinero sale de todos los ciudadanos que pagan sus impuestos, tasas, contribuciones, derechos etc. y así se maneja discrecionalmente y aparecen esos sueldos monstruosos de la línea política frente a los trabajadores. He aquí la mayor discriminación e inequidad del Estado frente a su pueblo. Pareciera una casta inhumana predominante en los tres poderes en todos sus niveles.

A todo ello se le suma otro reclamo, aquellos que dan por sentado que las tierras le pertenecen por herencia (independientemente del uso que le hayan dado sus heredados) Aquí también es responsable el Estado por no resolver en tiempo y forma estos reclamos que seguramente algunos serán justos.

El mismo Estado ha ido desconociendo la Historia de este país y naturalmente de la Patagonia, la historia anterior a los pioneros y la historia de los pioneros y sus descendientes y también de los pueblos originarios y ancestrales. Tenemos una historia sesgada, manejada de acuerdo a como soplaba el viento y no escrita con verdad y justicia. Esta anomia da lugar a que cualquiera reclame lo que le pertenece o no, vaya uno a saber…

Y, cómo es costumbre terreno fértil para los infiltrados que convierten una protesta o reclamo justo en algo belicoso, tendencioso y hasta con raíces subversivas , esto no lo digo yo, el Auditor General de la Nación manifestó su preocupación por estos hechos en el Sur.

No son sucesos que estén fuera de nuestra jurisdicción están aquí en Villa La Angostura también, es inaudito que pase esto, que no se llegue a una solución a través del dialogo, que los gobiernos actúen detrás del carro y no se pongan a frente para hallar soluciones o recurra a intermediadores para evitar que el reclamo de pocos (justificado o no) afecte el derecho de todos, no podemos paralizar una provincia, un país una localidad a menos que estemos ante la presencia de un desgobierno en todos sus niveles.

Que queda para aquellos trabajadores o clase media que no pueden acceder a un terreno, a una vivienda, a una vida digna, a un buen sistema de salud en la localidad, que no haya que recurrir a localidades cercanas, ante situaciones de complejidad media o alta. Se imaginan las rutas estarían intransitables, si cada uno se subiera a ellas. Hasta cuando los argentinos estaremos dando por sentado estos terribles avasallamientos y los incorporamos a nuestra cotidianidad como si fueran parte de lo natural y cotidiano.

Que nos está pasando, todavía no nos damos cuenta hacia dónde vamos que, no somos capaces de parar la pelota pacíficamente pero con constancia y perseverancia, este no es un momento para esperar que aparezca el líder, el caudillo, es un momento de actuar entre todos los ciudadanos que queremos otro destino para nuestra República. No te quedes en casa, eso paraliza. Siempre con los cuidados de rigor.

Miente, miente que la mentira se transformará en verdad y para una amplia mayoría la mentira se transforma en desconfianza y descrédito esto es lo que está pasando hoy en los gobiernos que han quedado atónitos frente al corrimiento de los grandes problemas nacionales, provinciales y municipales, en Educación, vivienda, salud, trabajo, seguridad ..

Ya no resulta el manejo discrecional de la caja, no hay dinero que alcance frente a los problemas que siguen avanzando como consecuencia de sus malas gestiones de antaño.

Lo cierto es que mientras todo esto sucede hay miles de argentinos presos de esta puja salvaje.

NECESITAMOS CERTEZAS, COHERENCIAS Y TRASNPARENCIA EN LA GESTIÓN PÚBLICA, por lo hechos estamos a una larga distancia de que veamos estos gestos de nuestros gobernantes.

Juan Aubert

Villa la Angostura

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.