01
Wed, Dec

Mientras se define si le otorgan la prisión domiciliaria, Loncón seguirá preso en Zapala

Judiciales
Tipografía

Así lo informaron desde el Ministerio Público Fiscal. Explicaron que el hombre condenado está alojado desde hace varios días en la unidad de detención de esa ciudad.

 

El fiscal jefe de la IV Circunscripción Judicial de la provincia, Fernando Rubio, informó este martes que Enrique Loncón, que fue condenado a la pena de 10 años de prisión, como autor penalmente responsable del delito de abuso sexual gravemente ultrajante en perjuicio de su nietastra, está preso en el penal de Zapala.

Rubio explicó que Loncón fue enviado a la unidad de detención de Zapala después de que se recuperara de la COVID-19.

Dijo que la defensa particular de Loncon lo que pide es la prisión domiciliaria y la jueza de Ejecución penal de la provincia Alicia Rodríguez, tiene que resolver si acepta o desestima el pedido.

Por eso, aclaró que Rubio no está con prisión domiciliaria desde hace varios días.

El lunes se hizo una audiencia justamente donde el defensor particular solicitó que Loncon cumpla la pena en un domicilio y alegó razones de salud.

El fiscal de Ejecución penal Maximiliano Cattafesta solicitó que Loncón cumpla la pena de 10 años que se le impuso en la unidad de detención y que no se le conceda el beneficio.

La magistrada no resolvió aún porque falta recibir uno de los informes periciales que exige la ley vigente, para establecer el estado de salud del condenado, que tiene 72 años. Por eso, Rodríguez dispuso pasar a un cuarto intermedio para darle tiempo al perito forense psiquiátrico a elaborar su informe.

Así lo informó Valeria Navarro, madre de la víctima, a LA ANGOSTURA DIGITAL tras la audiencia a la que el acusado compareció por videoconferencia, con la asistencia de su defensor particular.

“La jueza pasó a un cuarto intermedio porque espera el informe pedido al perito forense psiquiátrico que, según los artículos que nos leyeron, es obligación de la justicia que ese informe esté previo a la decisión de la jueza”, contó Navarro.

Según Navarro, el médico del Poder Judicial evaluó que con el tratamiento correspondiente no era necesario que Loncón tenga que estar en un domicilio.

Los jueces Juan Pablo Balderrama, Diego Fernando Chavarría Ruíz y Mario Oscar Tommasi condenaron el 30 de marzo pasado a Loncón como autor penalmente responsable del delito de abuso sexual gravemente ultrajante en perjuicio de su nietastra y le impusieron una pena de 10 años tal como había pedido el fiscal de Villa La Angostura, Adrián De Lillo, en el juicio.

La sentencia de 10 años de prisión quedó firme porque la defensa de Loncón, que no tenía antecedentes penales, renunció a los plazos para impugnarla.

A principios de diciembre pasado, el mismo tribunal había declarado a Loncón autor penalmente responsable por el delito de abuso sexual gravemente ultrajante en perjuicio de una nietastra.

De Lillo acusó al hombre de haber cometido abusos sexuales gravemente ultrajantes en perjuicio de su nietastra, en forma reiterada y sistemática durante varios años.

La fiscalía sostuvo que los hechos ocurrieron en fecha indeterminada, pero en el período comprendido entre el 24 noviembre del 2006 y el 31 diciembre del año 2017, en Villa La Angostura. De acuerdo a la teoría del caso de la fiscalía, el imputado “mediante violencia física, abusó sexualmente en forma continuada, reiterada y sistemática” de la niña. La víctima sufrió los abusos desde los 6 hasta los 17 años. Hoy, es mayor de edad.